Aliber LopezEditorial

OPTICA POLITICA

Por Alíber López

“PRI, PAN y MORENA con dificultades en el parto”

“MORENA resolverá sus controversias oportunamente”

Si en el PRI nacional y tamaulipeco hay controversias y desacuerdos, los observadores no tenemos que ser muy doctos para entender que tendrán que ser ellos mismos quienes resuelvan sus contradicciones de acuerdo con sus principios, sus convicciones. Tampoco tenemos autoridad para presionarlos con la pretensión de que hagan lo que nosotros creemos correcto. La vida misma y la historia nos ubicará a todos en su momento. Suponemos que ellos sabrán elegir a su candidato si es que deciden ir solos a la contienda del 2022.

También existen controversias y desacuerdos en el PAN porque ha perdido mucho terreno electoral en la entidad y porque sufre divisiones y reacomodos al interior de sus filas, dado que el sexenio cabecista, se acerca a su final. Si como dicen los expertos, el candidato que puede garantizar una pelea más seria por darle continuidad al dominio panista en Tamaulipas, es César Augusto Verástegui Ostos, al considerar muy regional al Presidente Municipal reelecto de Tampico, Jesús Antonio Nader Nasrallah, como algo que en estas semanas se ha estado demostrando con las visitas del Secretario General de Gobierno a varias de las más importantes plazas de la entidad económica y electoralmente hablando y con su primer  especie de “predestape” en Victoria, pues ya tuvo otro o por lo menos lo programó en Mante y seguramente lo hará en otras regiones de la entidad; mientras que Nader se visualiza como alguien del sur que no tiene presencia en el norte.

Por otra parte, asomándonos al Partido MORENA (Movimiento de Regeneración Nacional), que en las elecciones del pasado 6 de junio ganó junto a sus aliados, 16 de los 22 Distritos Electorales de la entidad, los Ayuntamientos fronterizos de Nuevo Laredo, Reynosa, Diaz Ordaz, Río Bravo y Matamoros además de Victoria, Madero y otros Ayuntamientos importantes del centro y sur de la entidad, también vive controversias y desacuerdos, principalmente con su estructura partidista. La razón es muy simple; desde el 2018 debieron renovarse sus estructuras municipales, distritales, estatales y el CEN (Comité Ejecutivo Nacional) no lo hizo por diversas problemáticas que se vivieron tanto en el interinato de Yeidckol Polevnski como en el de Alfonso Ramírez Cuellar, quien fue electo en enero de 2020 para convocar a un nuevo Congreso Nacional. A él se le atravesó la pandemia y no pudo concretar sus convocatorias a un Congreso Nacional de MORENA.

Desde entonces MORENA tiene una dirigencia conformada y avalada por el INE (Instituto Nacional Electoral) mediante una encuesta abierta a la ciudadanía, que preside Mario Delgado Carrillo. Mientras el CEN de MORENA no defina otra cosa, será difícil que procedan acciones como las que encabeza Enrique Torres Mendoza, quien desde el 2018 dejó de ser estatutariamente el dirigente estatal de esa organización, pues fue electo el 2015 por un período de 3 años.

Estos problemas y la larga lista de aspirantes a ser candidatos a la gubernatura de Tamaulipas pudieran considerarse como razones para que MORENA llegue dividido al momento de la elección de la candidatura o a consecuencia de ello, pero inferimos que los partidos políticos crecen y se fortalecen mientras enfrentan situaciones complejas como las que ahora se viven en MORENA. Si existen muchos aspirantes, pensamos que esa organización tendrá la capacidad para elegir al mejor o a uno de los mejores.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mira también
Cerrar
Botón volver arriba