Aliber LopezEditorial

ÓPTICA POLÍTICA

Por Aliber López

“Tiempos de pandemia, tiempos de lectura”

“La contaminación en la Diagonal y la Plaza Allende puede resolverse”

Sobrellevando estos tiempos de la pandemia estamos  leyendo a Vicente Leñero con libros como, “Solo Periodismo”,  “Estudio Q”, “Gente Así”, “Más Gente Así”, textos de Historia de Felipe Ávila Espinosa como “El Zapatismo”, de Pedro Salmerón (además de sus artículos en La Jornada), “Los Falsificadores de la Historia”, de Paco Ignacio Taibo II, “Temporada de Zopilotes”, de Medardo Treviño y José Ángel Solorio, los textos que están escribiendo de “Las Puertas del Invierno”, y desde hace unos días, nos pusimos a leer una novela que nos encontramos en estas primeras semanas del coronavirus titulada: “Una Cita con la Lady”, de un nieto de Gabriel García Márquez y del escritor Mexicano Salvador Elizondo,  de nombre Mateo García Elizondo, que nos tiene electrizados.

Pero no solo estamos leyendo, para sobrellevar esta cuarentena que casi llega ya a la “sesentena”; también jugamos ajedrez, vemos películas y hacemos los “mandados”. Ayer fuimos a comprar unas medicinas que nos encargó nuestra compañera, en un negocio que estaba en la Diagonal “Cuauhtémoc” entre 12 y 14.  Fuimos a la Farmacia “San Judas Tadeo” y eso nos permitió percatarnos de que el Ayuntamiento que preside Mario Alberto López Hernández no descansa y labora en estos días en la infraestructura urbana. Incluso esta aplicadísimo en recomendarnos que no salgamos de casa, que nos cuidemos. La Diagonal se asemeja a una vialidad del primer mundo, por todas las acciones de los trabajadores del Ayuntamiento. Aunque “nunca falta un prietito en el arroz”.

Nos tocó estacionarnos antes de llegar al semáforo de la calle 12, viniendo de la 14, precisamente donde además de la farmacia citada, también hay una pastelería de nombre “Fantasía”, el negocio de “Pollo Feliz” una pizzería de nombre “Dominus” y un negocio de  hamburguesas en la mera esquina de la 12 y diagonal, además de la Radiodifusora XEEW por el otro lado de la calle.

Al bajarnos de nuestro vehículo, nos dimos cuenta de que las aguas negras circulaban por un lado de la calle recién arreglada y que la contaminación en esos espacios hacia su agosto. Aun así, llegamos al negocio, adquirimos las medicinas antes de retirarnos de ese espacio, y nos propusimos sugerir a la Junta de Aguas y Drenaje de la Ciudad, y al Ayuntamiento mismo, que cuanto antes busquen resolver el problema de contaminación que es un poco parecido al problema de la Plaza Allende.

Si la solución de esos dos espacios de contaminación son complicados, bien pudieran participar las empresas afectadas, que son poderosas, cooperando con la JAD (Junta de Aguas y Drenaje). Igualmente las empresas afectadas del centro de la ciudad también podrían participar en el restablecimiento de la sanidad de la Plaza Allende.

Show More

Related Articles

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Check Also

Close
Back to top button
Close

Que no se te pase la nota

Cada mañana, recibe el contenido mas relevante en tu correo.