Editorial

CONFIDENCIAL.

Por ROGELIO RODRÍGUEZ MENDOZA.

La hora de la verdad.

Se llegó la hora. Es el momento de que decidamos por los que queremos que nos representen en el Congreso del Estado durante los siguientes dos años.

Para ello, a partir de hoy tendrá usted tres días para que reflexione detenidamente a quien le dará su voto el próximo domingo dos de junio.

La Ley Electoral destina los tres días previos a la jornada electoral para que el ciudadano razone su voto y yo le pido que por favor los utilice a conciencia.

Olvídese de las campañas políticas. Esas quedaron atrás. No se deje influenciar por las caras bonitas o las sonrisas colgate. Tampoco se crea todo lo que le dijeron y prometieron. Ya la historia nos ha demostrado con creces que los políticos son muy dados a mentir con tal de obtener el triunfo.

Si le hicieron un regalo en  campaña o le prometieron algo para después de la elección, no se sienta comprometido. Finalmente es imposible que alguien sepa a quien le dio su voto. Claro, a menos que usted lo diga.

Igual que se lo he dicho en elecciones anteriores, le reitero mi petición de que use criterios muy objetivos a la hora de decidir su voto. Preferible privilegiar la preparación profesional y la trayectoria del candidato , que dejarse llevar por el partido al cual pertenece. Analice a la persona y no al partido que representa.

En lo personal soy un convencido de que el partido es lo menos que nos debe de importar en una elección, porque finalmente quien ejercerá el cargo será la persona.

En razón de ello, entre mejor preparado profesionalmente esté el candidato, mejor papel hará en el Congreso.

Pero tome en cuenta que la preparación profesional no se debe basar en los títulos acumulados que tenga un candidato. No se deje apantallar por quienes exhiben orgullosos sus títulos de maestría y doctorado porque no son garantía de conocimiento.

Mejor revise bien el entorno donde se ha desempeñado el  candidato y en base a ello elija al mejor.

Eso sí: trate de llegar a la urna ya con la decisión tomada. Entre más acertado sea su voto mejores diputados tendremos en la siguiente legislatura y eso consecuentemente nos garantizará que la producción legislativa sea de mejor calidad.

EL RESTO.

DESPEDIDA.- Todavía falta un mes para que concluya el último periodo ordinario de sesiones, y cuatro meses para que termine el periodo de la Sexagésima Tercera Legislatura del Congreso del Estado, pero en el Palacio Legislativo ya se respiran aires de despedida.

Algunos diputados, como Susana Hernández Flores, aprovecharon la sesión de ayer para adelantarles el mensaje de adiós a los periodistas.

La realidad es que la priista fue una de las que construyó una mejor relación con los reporteros. De su parte siempre hubo disponibilidad para las entrevistas y a cambio recibió un trato respetuoso.

Susana hasta bromeó con los comunicadores: “ya me voy a mi curul porque todo mundo la quiere”, dijo al tiempo de encaminarse hacia el salón de Plenos.

ASí ANDAN LAS COSAS.

roger_rogelio@hotmail.com

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mira también

Cerrar
Botón volver arriba
Cerrar