Deportes

Aaron Rodgers, a enfrentarse a la ilusión y al pasado

CIUDAD DE MÉXICO, enero 16 (EL UNIVERSAL).- Todo lo que siempre quiso fue ser un quarterback para los 49ers. Vistiendo casi siempre un jersey de Joey Montana y un ovoide bajo el brazo fue como creció Aaron Rodgers, a quien el corazón de aficionado se le rompió el 23 de abril de 2005 cuando descubrió que la NFL más que un juego es un negocio.

Ese día en el que se celebró la primera ronda del Draft, los 49ers con la primera selección tomaron a Alex Smith en lugar de Rodgers. Cuando minutos después de ponerse la gorra de los Packers le preguntaron sobre si sentía decepcionado por la decisión de San Francisco contestó:

«No tan decepcionados como los 49ers estarán de que no me reclutaron», dijo el quarterback que este domingo viajará a su estado natal para disputar de visitante su cuarta final de NFC.

Hasta ahora la razón ha acompañado a Rodgers, quien tiene un anillo de campeón mientras los 49ers siguen batallando por sumar otro Vince Lombardi, algo que no sucede desde 1994.

«Usualmente soñaba con jugar para los 49ers cuando era niño. Obviamente, esa cosa pasó hace mucho tiempo. Pero sí recuerdo algunos grandes juegos entre los 49ers y los Packers», declaró esta semana el pasador.

Enfrentando una de las mejores defensas de la NFL, Rodgers necesitará hacer magia para viajar a Miami.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
error: Contenido exclusivo de Contacto!!
Cerrar